Curso a distancia toda España y Latinoamerica: Mediador en prevencion de Drogodependencias

El tiempo de ocio actual que viven los adolescentes y jóvenes durante el fin de semana que para muchos y, de acuerdo a la localidad de que se trate, empieza el jueves, hace que se prolongue a cuatro días este marco de relación social. Muchas ciudades estudiantiles como puede ser el caso de Santiago de Compostela, donde el fin de semana sufre un vacío importante de población porque se desplaza hasta sus lugares de origen, ha hecho que el mercado del ocio abogue por un determinado disfrute consumista del tiempo libre y se haya adelantado al jueves. Esto es importante dado que existe un ambiente mercantil idóneo interesado en favorecer, explotar y normalizar un ocio utilitarista y consumista que abarca al colectivo juvenil.

El fenómeno del consumo de drogas vinculado al disfrute de tiempo libre es una tríada cuyos vértices son:

1. Un mercado que se ajusta a la coyuntura del lugar y de los destinatarios a los que se dirige el negocio (discotecas, pubs, cafés-bar,…): El ocio es un producto mercantil que hay que vender. Y, por excelencia, los destinatarios de ese tiempo libre son los jóvenes.

2. El vínculo estrecho entre tiempo libre y consumo de sustancias (del tipo que sean, donde adquiere un papel sobresaliente el alcohol) como signo de identidad del esparcimiento tenido durante esas horas, y deshinbidor en las relaciones sociales.

3. Una necesidad individual aprendida (donde juegan un importante papel los Medios de Comunicación) de disfrute de forma inmediata y sin esfuerzo de bienestar. Unido a la carencia de una proyección personal de futuro se desea vivir por y para el presente sin postergaciones.
   

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: