Curso Educador Familiar. Comunicacion familiar

Formas básicas de la comunicación familiar:

Señalamos a continuación las siguientes formas básicas:

* La palabra o lenguaje verbal: es el medio fundamental de comunicación familiar. A través de él se vehículan los mensajes, que instruyen, personalizan, socializan o moralizan.

* El silencio: tiene sentido, tanto cuando está vacío de contenido (no se quiere decir nada), como cuando se busca intencionadamente, para que la otra persona tenga tiempo para dar su respuesta o transmitir un mensaje. El silencio permite la comunicación interna (pensar), produce malentendidos cuando se oculta reiterativamente lo que se piensa, discurre, o se lee en silencio, sin hacer partícipes a los demás de sus pensamientos.

* El diálogo: es el medio más utilizado para comunicar, pero también, la primera víctima de la incomunicación e incomprensión familiar. El diálogo es uno de los primeros indicadores que muestra si existen dificultades o no en el interior de la familia. El/la Educador/a Familiar debe tener como herramienta de trabajo, indispensable, el diálogo; éste le permitirá establecer un contacto recíproco y bidireccional con la familia, marcado por los necesarios tiempos de silencio y escucha. En este intercambio comunicativo la familia ha de valorar o empezar a valorar los puntos de vista de los demás, saber escuchar, y dar el tiempo necesario para reflexionar y responder. Es importante, sobre todo, aprovechar el diálogo para enriquecerse y enriquecer a los demás. La familia de esta forma descubrirá la doble vertiente del diálogo: el encuentro con el otro y el encuentro con la verdad.

El diálogo conyugal unifica y acerca, ayuda a los cónyuges a encontrarse mutuamente. El diálogo parental estará marcado por la diferencia de edad, no se comunican igual un padre con un niñ@ pequeño que con un adolescente. Los padres deben estar atentos a las necesidades de sus hijos en sus diferentes etapas evolutivas. El diálogo es el mejor medio para indicarles lo que deben hacer y decir cuando son pequeños; y en la adolescencia, para transmitirles que están ahí en esos momentos cruciales de cambios: identidad personal, ideas, pensamientos, creencias, amistades,…

Una familia que dialoga y que intercambia ideas, dificultades, tensiones, expresiones de amor y de cariño, apoyo, etc., tiende hacia la felicidad y el bienestar de su miembros. Una familia con un diálogo inexistente, o marcado por actitudes cerradas y fijas, sin respetar la opinión de los demás, es decir un diálogo unidireccional y autoritario, muestra una familia en crisis o atravesando una situación atávica y perjudicial.
Las bases del diálogo familiar no son otras que la aceptación del otro y de la verdad, la confianza, el amor, el respeto a la libertad, la escucha activa y la comprensión.

La falta de diálogo surge cuando se repudia o rechaza a una persona de la familia. Cuando los padres no se aceptan, o no aceptan a los hijos, o éstos a aquellos, o los hermanos entre sí, el diálogo comienza a resquebrajarse. Y empieza a ser sustituido por los celos, la intransigencia y el malestar interior. La pérdida de amor y de cariño hacia la pareja y los hijos va acompañado de la escasez de encuentros comunicativos. El respeto y la libertad son también componentes básicos del diálogo, su falta muestra la aparición de conductas vejatorias y denigrantes, así como de conductas restrictivas, autoritarias y ofensivas. La incomprensión incluye al orgullo, la complacencia en el propio pensamiento y la falta de interés por los demás.

Para que estas consecuencias de la falta de diálogo familiar no se produzcan podemos centrarnos en conocer cuáles son los obstáculos más frecuentes con los que se encuentra el diálogo familiar. Teniéndolos presente podremos advertir a las familias de cuales son y qué consecuencias trae consigo.

Los obstáculos del diálogo familiar pueden afectar tanto al diálogo simétrico, como al asimétrico. El primero es el posible entre iguales, que en la familia son los hermanos y los cónyuges entre sí; el segundo es el único real entre desiguales: padres/hijos; hijos/padres.
_____

Curso a distancia: EDUCADOR/A FAMILIAR: Intervencion con familias en riesgo de exclusion social
Duración: 700 horas. Diploma acreditativo.
MATRICULA ABIERTA TODO EL AÑO.
DIPLOMA acreditativo, con nº de horas, contenidos desglosados y calificacion
¡¡Ofertas y Descuentos!!

____
ANIMACION, SERVICIOS EDUCATIVOS Y TIEMPO LIBRE
Formacion a Distancia y Permanente de Educadores/as
formacionadistancia@arrakis.es
formacionadistancia@yahoo.es
http://animacion.synthasite.com
http://animacioncursos.com


https://animacioncursos.jux.com
http://cursoseducadores.blogspot.com.es
http://www.facebook.com/animacioncursos
http://twitter.com/cursosanimacion

A %d blogueros les gusta esto: