Psicologia: reforzador secundario

Imagen

VARIABLES QUE DETERMINAN LA INTENSIDAD DE UN REFORZADOR SECUNDARIO

Las siguientes variables determinan la intensidad de un reforzador secundario:

· La magnitud del reforzador primario emparejado con el reforzador secundario determina las propiedades reforzantes de este último.
· El número de emparejamientos entre el estímulo secundario y el reforzador primario afecta a la fuerza del reforzador secundario.
· El tiempo transcurrido entre la presentación del estímulo reforzante secundario y el reforzador primario afectan a la fuerza del reforzador secundario. El concepto de contingencia es crucial en la teoría de Skinner. La contingencia es la relación que se establece entre la conducta y el reforzamiento.

Así pues, la magnitud del reforzador primario, el número de emparejamientos y la demora temporal afectan a la fuerza del reforzador secundario. Los reforzadores secundarios adquieren sus propiedades reforzantes a través del proceso de condicionamiento clásico.

A diferencia del condicionamiento instrumental no hay limitación alguna en la cantidad de reforzamiento que puede obtenerse. En una situación de condicionamiento operante, el individuo puede controlar la frecuencia de la respuesta y por consiguiente determinar la cantidad de reforzamiento obtenido.

Según Skinner, un reforzador es «un evento cuya aparición incrementa la frecuencia de la conducta que lo produce»; pues bien, no todos los psicólogos han soslayado la cuestión de las condiciones bajo las cuales un acontecimiento ambiental es reforzante y muchos han dedicado sus esfuerzos a estudiar esas condiciones. Uno de estos autores es Premack, quien elaboró la «teoría de la probabilidad diferencial» para tratar esta cuestión. Premack sugiere que un reforzador es cualquier actividad cuya probabilidad de ocurrencia es mayor que la de la conducta reforzada. Según la teoría de este autor es la conducta de comer la comida y no la comida en si misma lo que resulta reforzante para una rata; puesto que comer es una conducta más probable que presionar una palanca; comer puede reforzar la conducta de presionar la palanca.

La aplicación de esta teoría la vemos con claridad en el uso de reforzadores de actividad, es decir, utilizar la actividad como refuerzo. Un ejemplo de esto lo encontramos en un estudio realizado con niños de escuela maternal, que como todos sabemos tienen escasa capacidad de atención voluntaria y cierta tendencia a desobedecer. En este estudio se utilizaron como reforzadoras conductas de alta probabilidad, como correr alrededor de las mesas o empujar las sillas con la pretensión de reforzar conductas de baja probabilidad, como sentarse despacio y mirar al encerado. Estos autores comprobaron que con este procedimiento conseguían conductas relativamente tranquilas y de atención en los niños en pocos días.

Cabe decir que esta es una teoría de gran utilidad para organizar las actividades educativas a realizar por los educandos. Asimismo podemos señalar también un hallazgo importante en la investigación con actividades utilizadas como reforzadores: La utilización de una actividad como reforzador no sólo incrementa la ejecución de la respuesta objeto de reforzamiento, sino que también puede disminuir el nivel de la actividad utilizada como reforzador.
Premack ha indicado que bajo condiciones apropiadas casi cualquier actividad puede funcionar como un reforzador efectivo. Señaló el principio de Premack por el cual evidencia que aquellas conductas más altamente probables servirán como reforzadores de aquellas menos probables. Una conducta de alta frecuencia (una actividad preferida) puede ser un refuerzo positivo para una conducta de baja frecuencia (una actividad menos preferida). Para que sea efectivo, la conducta de baja frecuencia (menos preferida) debe ocurrir primero.

Otra teoría que estudió las características de los reforzadores es la «teoría de privación de respuesta» de William Timberlake y James Allison. Según estos autores los animales (puesto que realizaron sus estudios con experimentación animal) cuando tienen libre acceso a un reforzador responden con una determinada respuesta, si se le restringe el acceso a un objeto y se reduce consecuentemente su nivel de respuesta el animal estará motivado para volver a su nivel de respuesta anterior. Estos autores consideran que una actividad determinada se hace reforzante si se restringe el acceso a ella.

FICHA DE MATRICULA para cualquier curso

Solicitar mas informacion

  Tambien para Latinoamerica


ANIMACION, SERVICIOS EDUCATIVOS Y TIEMPO LIBRE

Formacion a Distancia y Permanente de Educadores/as

formacionadistancia@yahoo.es
http://animacion.synthasite.com


Apartado 3049 -36205 VIGO – España

Tfno/Fax.: 986-25 38 66 / Movil: 677-52 37 07 / 615-38 30 03

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: